22.10.07

His Dark Materials

Terminé la trilogía His Dark Materials, de Philip Pullman, a cuya adaptación cinematográfica critiqué en el post anterior. Como decía allí, la trilogía tiene sus bemoles y sus puntos fuertes. Algunos de ellos:

  • Es un libro de fantasía, por momentos demasiado orientado a un "lector infantil" (en el sentido peyorativo de la palabra, un escritor que cree que su lector es un idiota que no entiende "pescado" a menos que le refrieguen la cara 5 veces seguidas contra una ballena maloliente). Hay animales que hablan, portales interdimensionales, ángeles que pelean batallas contra osos polares con armadura, y de ahí en más lo que pidan. Fanáticos del realismo, la literatura "cruda" y el "sentido común", abstenerse.
  • Para ser un libro de fantasía, está 10 mil metros por sobre el promedio, aunque no alcanza los picos de sofisticación (Tolkien), modernidad (Gaiman) o anticonvencionalismo (Pratchett) de otros. Y, como dije antes, es un in your face a los panfletos catequísticos de Narnia y esa corriente de épica cristiana con héroes, mesías y salvadores. Pullman tiene héroes y salvadores, pero son todos revolucionarios que resisten y destruyen la Autoridad (así, con mayúsculas, aparece Dios y el mito del génesis cristiano como el gran "eje del mal" en el libro).
  • Para ser un libro que se dirige de formas tan explícitas y a veces poco felices a un público infantil, es maravillosamente complejo y sofisticado (cuando el autor le da permiso): personajes muy bien construidos y nada simples, ideas enrevesadas y densas, temas controvertidos y 100% incorrectos, etc.
  • Hay millones de ideas, y casi todas funcionan. De cada página se pueden sacar personajes, principios, contextos y guías argumentales para 5 libros más, y todos estarían buenos.
  • La escritura es efectiva, por momentos es muy buena y de a ratos sorprende. Pero también hay momentos rutinarios, cosas a las que les falta un golpe de horno o una vuelta de tuerca.
  • Hay miles de referencias a cuestiones científicas (física cuántica a patadas), al Paradise Lost de Milton (la batalla entre ángeles leales y ángeles rebeldes "caídos" pero dada vuelta), a ideas del Romanticismo, a los conceptos de inocencia/experiencia de William Blake, a cuestiones de teología, etc. Saber mínimamente de qué va la mano con esas cosas llena al libro de ecos. Pero ignorarlas completamente no le quita ni una línea, la narración contiene todo y se contiene a sí misma.
  • El problema con lo anterior es que partes significativas de la historia se van en explicaciones.
  • Los héroes de la historia son dos chicos, Lyra Belacqua y Will Parry. La manera en que esos chicos crecen y aprenden está más que muy bien manejada, y por momentos deja a Harry Potter (el competidor más directo en el mercado literario) como una estudiantina. El final de la tercer novela, donde resuelve la historia de ellos y su paso de la niñez (el gran tema que subyace todo es el eje inocencia/experiencia en el sentido más William Blake de la palabra), está más que muy bien logrado.
  • Pero otras cosas que hacen al "gran finale" están ejecutadas, no a las apuradas ni torpemente, pero sí con bastante menos panache.
  • En la calidad de la narración, en el relato de las escenas de acción, en los diálogos, en todas las cosas en las que se transparenta la "mano del escritor", es donde J. K. Rowling le gana por ocho cuerpos y sin forzar el motor. Pullman tiene ideas osadas que Rowling no incluiría en sus historias, un enfoque más "serio" de lo que implican sus historias y de cómo se engarzan en debates filosóficos y en tradiciones culturales. Si los dos hicieran un libro juntos, agarrate.
  • Vale la pena leerlo, y vale la pena leérselo a un chico a ver qué pasa. Pero, dicho sea antes de que empiece la parafernalia que se va a venir en diciembre, tampoco es la octava maravilla que nos va a querer vender Catalina Dlugui.

4 comentarios:

E-Kbalz dijo...

He recibido un correo con lo siguinete:

Tal vez ud. ya sepa de la película para niños que saldrá en diciembre con Nicole Kidman. Se llama The Golden Compass y se basa en una serie de libros de niños acerca de matar a Dios.

(Es el anti-Narnia.) De lo que dicen, la esperanza es lograr que muchos niños vean la película – lo cual no parece tener nada de malo - y después conseguir que los padres compren los libros para sus hijos en Navidad:


La película se ha descrito como Promoción del Ateísmo para niños y se basa en el primer libro de una trilogía titulada 'His Dark Materials'; fue escrito por Phillip Pullman. Pullman es un ateo militante y un humanista secular que desdeña a C. S. Lewis y Las Crónicas de Narnia'. Su motivación para escribir esta trilogía era específicamente contrariar el simbolismo de Lewis del Cristo que retratan en la serie de Narnia. Claramente, el objetivo principal de Pullman es golpear al cristianismo y promover el ateismo.

Mientras que la película en sí misma puede parecer suave e inocente, los libros son una historia mucho muy diferente. En la trilogía, una muchacha joven del streetwise se enreda en una lucha épica para derrotar en última instancia las fuerzas opresivas de un dios senil. Otro personaje, una ex-monja, describe al Cristianismo como "un errror muy poderoso y convincente". En el libro final, los caracteres que representan a Adán y Eva eventualmente matan a dios, que ocasionalmente se llama YAHWEH. Cada libro en la trilogía se pone progresivamente peor con respecto al odio de Pullman a Jesucristo.

The Golden Compass se pondrá en estreno en Diciembre 7, y será fuertemente anunciada con mucha publicidad. Los promotores esperan que los padres sin sospechar nada del tema, lleven a sus niños para ver la película, y que los niños "se enamoren de la misma" para que deseen/pidan los libros para Navidad.


Consideremos por favor hacer un boicot a la película y a los libros. También, pase la voz con esta información a cada uno de sus contactos por internet, la manera más rápida de lograrlo! . Esto ayudará a informar a los padres, de modo que todos tomemos el cuidado de informarnos antes, no sólo de esta película, sino de todas las que "gente sin escrúpulos" hace para querer lograr hacer cambios de pensamiento en nuestros pequeños!!


Ahora lei tus coemntarios del libro y te pregunto, que tanto de cierto hay en todo ese correo.

La pregunta la hago porque tengo un sitio que se llama entodascr.com y quiero publicar algo refente a esta pelicula que se estrenará en Costa Rica el próximo 7 de Dic y tambien algun comentario sobre el libro

gracias,
E-Kbalz

Pablo Toledo dijo...

Como escribo en el post, la respuesta es sí y no: sí, Pullman tiene un propósito "des-evangelista" y critica muy duro a la Iglesia como institución. Sí, es un "anti-Narnia" - Lewis hace un panfleto evangelista pro-católico, Pullman busca el efecto inverso desde una perspectiva humanista.

Pero lo que dice el mail que recibiste es muy equivocado. Para el caso, Lewis también intentó "cambiar las ideas" de sus lectores y esta gente no protestó. Si los cristianos convencidos necesitan boicotear algo, el problema está en la mente de ellos.

¿O sus ideas son tan endebles que no resisten una crítica, un debate, la exposición a opiniones contrarias? ¿Y los que no compartimos su visión del mundo tenemos que vivir en un universo hecho a su medida? Porque una cosa es llamar a "no ver la película" y otra muy distinta es llamar a "boicotearla". Es la diferencia entre tener convicciones y ser un fanático.

E-Kbalz dijo...

Pablo completamente de acuerdo con voz, en el sentido de que una cosa es llamar a "no ver la película" y otra muy distinta es llamar a "boicotearla", yo creo en Dios y una pelicula o un libro no va a cambiar mi creencia, por el contrario me gustaria saber mas y leer mas sobre esta pelicula y asi ver el punto de vista de Pulluman y el porque de sus ideas.

Gracias y saludos.

Erick Cabalceta

Augur dijo...

Soy una fanática de Harry Potter, y he leído la Brújula Dorada (que mi tía, buscando algo para saciar mi hambruna lectora, me compró). Si vamos a comparar, la verdad es un poco lo que decís vos: si JK y Pullman se ponen a escribir un libro juntos, la rompen.
Pullman tiene de filosófico lo que JK de escritura. Si bien la narración de la Brújula Dorada es muy buena, la caracterización de los personajes me pareció muy pobre, princpialmente en la señora Coulter y Lord Asriel, que actuaban sin ton ni son. Creo que Pullman no se dedicó (ni en el caso de Lyra) a crear una linea de pensamiento para todos esos personajes, y eso hizo perder mucho al libro. La trama es buena, pero un poco ploma en algunas partes, y algunos eventos que tendrían que ser importantes, los pasan muuuy por encima de forma muy insultante (vamos, te enterás que tu tío es en realidad tu padre, una asesina de niños es tu madre y lo tomás como si fuera cosa de todos los días? Eso es un error de un nene de doce años!).
Por eso, Pullman tiene buenas ideas, pero realmente no es un buen escritor, a pesar de que tiene una narrativa clara y atractiva, el desarrollo de sus personajes es muy pobre y los eventos no se describen de la forma correcta.
En cuanto a la temática, está buena la idea, pero como no leí toda la serie no opino, porque esperé leer algo más fuerte en el primer libro, y la crítica es muy por encima, nada nuevo. Supongo que se evidenciará más en el Catalejo Lacado y la Daga.


Besos